Novedades

¿Cómo se recalientan las sobras de enchiladas?

Enchiladas rojas con pollo

¿Hay algo mejor que darse cuenta de que tienes algunas sobras de enchiladas para almorzar el día después de haber ordenado unas deliciosas enchiladas de comida a domicilio cerca de mi ubicación? Muchos platillos mexicanos son sobras fantásticas si sabes cómo recalentarlas.

A veces ordenamos más comida de la que fuimos capaces de consumir. Sin embargo, cuando la recalientas tus sobras de enchiladas de la manera correcta disfrutarás de tu comida casi como recién hecha. Si no tienes los consejos para recalentar correctamente, tu comida puede quedar empapada o seca haciéndola menos deseable.

No te preocupes, hemos preparado este blog para compartir nuestros mejores consejos para calentar la comida. De esta manera, te animarás a ordenar enchiladas a domicilio más seguido y poder disfrutar de las sobras de enchiladas de la mejor manera.

¿Cómo se recalienta la carne sin secarla?

Seamos honestos, por lo general las sobras de enchiladas incluyen algún tipo de proteína deliciosa, generalmente pollo desmenuzado. Saber cómo recalentar esas carnes hará que disfrutes de las sobras o no. Incluso las mejores salsas no pueden cubrir la carne que se secó durante el proceso de recalentamiento.

Tenemos un par de opciones de recalentamiento que ayudarán a que tus platos de carne sobrantes sean excelentes.

– Horno convencional: antes de meter tus sobras al horno, cúbrelas con papel aluminio. Cuando usas papel de aluminio y dejas calentar lentamente en el horno, encontrarás que los deliciosos jugos se mantienen dentro de la carne en lugar de evaporarse durante el proceso de calentamiento.

– Microondas: Asegúrate de usar una toalla de papel húmeda de la que haya salido el exceso de agua y envuelve tus carnes en la toalla de papel. El vapor evitará que los jugos salgan de la carne.

Sobras de enchiladas rojas

¿Cómo se recalientan las sobras de enchiladas?

Para volver a calentar las sobras de enchiladas sin que se conviertan en papilla, lo mejor es hacerlo mediante un proceso de dos pasos. Primero, querrás poner el plato en el microondas durante unos 30 segundos. Esto comenzará a calentar el medio sin hacer que la tortilla se ablande. Luego, coloque el plato en una tostadora a 180°C hasta que el plato esté completamente caliente.

¿Sobras mexicanas para el desayuno?

Si te sobró un poco de carne deliciosa de tu comida mexicana la noche anterior y quieres un desayuno lleno de proteínas, tenemos la solución para ti. Necesitarás un par de huevos para revolver y una tortilla para hacer el burrito de desayuno perfecto.

Mientras revuelves los huevos, puedes echar la carne y calentarla al mismo tiempo. Cuando lo envuelvas todo junto en tu tortilla con tu salsa o salsa picante favorita, tendrás un desayuno digno de campeones.